miércoles, 23 de julio de 2014

Reseña: Submundo I de Alba G Gallego

Comenzemos por el principio: Hace un tiempo largo que sigo el blog "City of Angels", y siempre que algún PDF que suben me llama la atención, me lo descargo. Esto genera que yo tenga una cantidad increíble de PDF en la computadora, y me es muy dificil elegir cual leer cuando me quedo sin libros en fisico.
 El libro que leí en esta ocasión lo elegí por lo corto que es (159 páginas) y lo terminé en una tarde. Y si, como dice el titulo, estoy hablando de submundo I.
Dawn Summer es mitad humana y mitad hada, siempre ha vivido con las Hadas y se ha sentido infravalorada y humillada por ellas. Este año por fin ha cumplido dieciocho años y está lista para viajar al instituto SubMundo para sobrenaturales, pero para desgracia de Dawn su odiosa hermanastra, Moira Green, también viajara con ella a ésta nueva vida. En SubMundo Dawn por fin conocerá vampiros y cambiaformas de los que se hará amiga y enemiga. Su pequeño gen de busca líos la hace meterse en medio de un complot de la Dama Negra, el hada más sanguinaria de todos los tiempo quiere secuestrar a Shane Darkness, un engreído y mujeriego vampiro que saca a Dawn de sus casillas cada vez que habla. Juntos tendrán que urdir un plan para sacarle del atolladero, pero algo increíble sucede y Dawn se convierte en la primera prioridad de la Dama Negra.
Tengo muhcas cosas que decir de submundo, pero voy a empezar por las buenas: Me gustó mucho el mundo creado por Alba, aunque no llegué a entenderlo del todo, porque está lleno de reglas que cambian según la conveniencia de los personajes o la historia, y porque la protagonista enrealidad no sabe mucho de su propio mundo. Me pareció interesante la organización según dioses, Los diferentes dones de los vampiros y todo lo relacionado con ellos, los Dovmes (creo que así se llamaban) de las hadas, las banshees y los peculiares estilos de vida de todas esas criaturas.
Y de eso quería hablar, del estilo de vida. Cuando dicen que la saga es "Recomendada para mayores de 18 años" se refieren a que puede decir cosas como "Orgía" dos o tres veces en la misma página y sin que sea un chiste. Sacando una sola escena casi al final, me parece que está todo bastante implicito y que se puede leer aunque no se tenga 18, pero si la autora no lo considera así, mejor hagámosle caso.
Pero también hay muchas cosas que no me gustaron, y creo que la mayoría tiene que ver conmigo y la protagonista, y con nuestras personalidades tan opuestas. No es que no me guste su estilo, pero me parece que está muy encerrada en él y negada a ceder un poco por su madre, o a pensar que ella también puede encajar en su propio mundo y aportar su rareza al grupo, como comprueba cuando llega a Submundo.
Otra cosa que no me gustó es que se pasa todo el día diciendo que no va a hacer cosas que al final hace. Y puta no será, pero si que es calienta braguetas. Vestirse con ese jean todo cortado equivale a ponerse un cartel en el culo que diga "Apoyamela". Todo una tentación para idiotas como Evan.
Y hablando de idiotas: Esta chica tiene a medio Submundo encima. Y está más claro que el agua con quien se va a quedar. Disculpenme, pero me parece un tópico, igual que el personaje con quien se queda.
Los personajes no me van ni me vienen, excepto por algunos que me parecen estereotipados, y no se llega a profundizar mucho en ninguno de ellos.
La dama negra no me gustó como villano. Se habla de su poder ilimitado, pero no la veo hacer demasiado. Si su reinado del horror fuera tan terrible, nadie podría vivir tranquilo. Siento que no tiene un sello personal, no tengo idea de si tiene limites o no, cuales son ni que podría hacer.
El final no me lo esperaba, seguramente por mi tendencia a confiar ciegamente en todo el mundo, aunque me recordó solo un poco al final de "La piedra filosofal"


1 comentarios:

Veraccolacci Aswang 29 de julio de 2014, 17:23  

Me he revisado tu blog!
Me han gustado tus reseñas. ^_^

Si tienes un boton me lo llevo a mi blog!
Saludos :)

Publicar un comentario

La estrella del nunca jamás Designed by Ipietoon © 2008

Back to TOP